Cuatro formidables claves para desatar tu desempeño mental

4546017269_ddac803025_b

 

Photo Credit: toolstop / VisualHunt.com / CC BY

 

Nuestro desempeño mental, supone la clave primordial para conseguir que las metas y objetivos asignados durante el día sean conseguidos de manera óptima. En palabras del estratega de vida Tony Robbins: “Los requisitos para lograr un éxito sostenido en la vida son 80% mentalidad-psicología y 20% mecánica”. La mentalidad poderosa es el eje vertebrador de una vida con verdaderos objetivos, valores y estándares, desde los cuales, ofrecer el máximo de las capacidades al servicio de nuestra perspectiva y visión.

El desarrollo de una mentalidad enfocada, clara y valiente se antoja decisiva, para todo aquel que se precie a conseguir un éxito consistente en su ámbito de actuación. La gran mayoría de nosotros empezamos nuestro ritual diario con un enfoque mental pobre, desmotivado y escaso en recursos creativos, desde los cuales abordar los diferentes obstáculos y dificultades que la vida presenta.

Funcionamos desde una “mentalidad correctiva” y no creativa, es decir, una psicología de ensayo y error en la que vamos fluctuando según las circunstancias y contextos que nos rodean, sin ser artífices ni conscientes de una realidad o sueño definido con nitidez en nuestra mente. Impera de esta manera el popular y manido “vamos tirando”, queriendo realmente decir, vamos lidiando con las circunstancias y con la realidad que me sucede, en vez de decir, “vamos creando”, pudiendo esto significar estoy decidiendo conscientemente crear mi presente y la realidad por medio de mi actitud y las acciones que lo reflejan.

¿Cuál es el verdadero potencial capaz de desatar una mentalidad enfocada y motivada? ¿Cuáles son los verdaderos beneficios asociados que puedo experimentar implementando esta perspectiva?

 

A continuación te ofrezco cuatro claves formidables que pueden propiciar un vuelco cualitativo en la manera de afrontar tu mentalidad diaria:

 

1. Construye un ritual matutino inspirador

Una gran mentalidad se construye creando rituales y hábitos sólidos desde que te levantas de la cama. ¿Qué clase de actitud adoptas al levantarte? ¿Agradeces el nuevo día o te comportas de manera mecánica? Estos pequeños rituales pueden marcar una diferencia sustancial en tu percepción y aprovechamiento del día. Puedes aplicar lo que yo denomino, la media hora personal de poder y expansión.

Esta consta de:

  • 10 minutos de lectura, interiorización y visualización de la identidad creativa (Una nueva identidad con nuevas habilidades y capacidades potentes capaces de maximizar la efectividad y éxito personales).
  • 10 minutos de afirmaciones y encantamientos (Sentencias breves, positivas e inspiradoras que encierran gran verdad y poder, las cuales son recitadas de manera congruente conjuntando mente, emociones y fisiología).
  • 10 minutos de meditación vipassana u otra técnica distinta (Contemplación sin juicios, etiquetas ni valoraciones, dejando libertad y fluidez para que las cosas sean y se manifiesten sin condicionamientos).

 

¿Cuál es tu ritual matutino personal? Recuerda: La calidad y el aprovechamiento de tu día se verá fuertemente influenciado por la calidad de tus hábitos.

 

2. Planifica tus actividades prioritarias el día anterior

Si quieres maximizar los ciclos productivos y aprovechar un recurso invaluable como es el tiempo de la mejor manera posible, necesitas saber con exactitud qué prioridades debes cumplir, y que tareas necesitas delegar. Escribe la noche anterior en una cuartilla, cinco actividades que marcarán una gran diferencia positiva en tu día, y céntrate totalmente en su consecución. Establece plazos de cumplimiento definidos y procura realizar lo más difícil primero en las horas con más capacidad productiva y concentración mental (9 a 13 horas). La planificación es básica para poder avanzar de manera efectiva hacia objetivos y metas bien definidas. Claridad, precisión y concentración, el trinomio productivo por excelencia.

 

3. Crea tu particular estado de flujo

Este concepto fue acuñado por Mihály Csíkszentmihályi, psicólogo y profesor en la Universidad de Claremont (California). Este estado consiste en una “concentración o absorción completa de una persona o grupo de ellas, realizando una actividad o experiencia específica”. Si quieres crear un estado óptimo de motivación, necesitas estar inmerso en una tarea donde hay una elección libre y consciente basada en tu propósito. La calidad productiva derivada de la inmersión total en una tarea es exponencialmente superior a la productividad mediocre resultante de aplicar el fenómeno conocido como multitasking.

 

4. Estimula el proceso mental creativo

Para que tu desempeño mental alcance cotas altas de efectividad y crecimiento, necesitas estimular el proceso creativo con el que das rienda suelta a nuevos modelos y posibilidades dentro de tu campo. La creatividad surge cuando te alineas totalmente con tu propósito y el modo específico de manifestarlo. En esta fase resulta relevante encontrar lo que Ken Robinson denomina el “Elemento”. El elemento es el tema o experiencia central que permite plasmar a una persona su huella y marca personal en aquello que realiza. Cuando tienes claro cual es tu pasión particular y la huella adherida que deseas dejar con ella, es más fácil que la creatividad surja de manera espontánea para subir el listón de lo posible y crear maneras más satisfactorias de propiciar cambios, progresos y nuevos paradigmas. Algunas claves para potenciar la creatividad son: la flexibilidad, la confianza en uno mismo, el entusiasmo, la tenacidad, la imaginación y la curiosidad intelectual.

 

Si queremos construir una mentalidad potente y que elimine la autoduda, necesitamos implementar de manera decidida estas claves de manera tenaz y continuada. Una mentalidad que cumpla estos requisitos posee todos los ingredientes necesarios para propiciar una vida consciente, regida por valores y metas capaces de cambiar el curso de nuestra vida.

¿Estás comprometido a forjar una mentalidad creativa y expansiva? Coloca hoy la primera piedra y triunfa.

 

 

“El fin de tener una mente abierta, como el de una boca abierta, es llenarla con algo valioso.”

– Gilbert Keith Chesterton

Anuncios

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s